Recomendaciones para Viajeros al Mundial de Rusia

Ante la proximidad del Mundial de Fútbol a realizarse en Rusia entre los meses de Junio y Julio el Ministerio de Salud de la Nación emite las siguientes recomendaciones para tomar antes, durante y después del viaje para las personas que concurran desde Argentina.

Antes del viaje: vacunas y consulta médica
Para una adecuada protección, las vacunas deben ser administradas preferentemente al menos 10 días antes de la fecha de partida.

Recomendaciones de vacunación para niños:
Todos los niños que viajen deberán tener su esquema de vacunación completo de acuerdo a su edad según el Calendario Nacional de Vacunación.

Recomendaciones de vacunación para adultos:
  • Vacuna doble adultos vacuna contra el tétanos y la difteria.
  • Vacuna contra hepatitis B.
  • Vacuna contra sarampión y rubéola.
  • vacuna contra la gripe en grupos definidos como de mayor riesgo.
Recomendaciones durante el viaje o la estadía:
  • Tomar bebidas que, preferentemente estén en su envase original o asegurarse de que el agua provenga de una fuente limpia y segura.
  • Evitar consumir alimentos elaborados o distribuidos en la vía pública.
  • Comer alimentos que estén completamente cocidos, especialmente carnes (las cuales deberán estar totalmente cocidas y servida calientes.
  • Evitar consumir huevos crudos y preparaciones que lo contengan.
  • Lavarse frecuentemente las manos con agua y jabón antes de comer y antes y después de utilizar el baño.
  • Cubrir la boca y la nariz al toser y estornudar y tirar a la basura los pañuelos descartables inmediatamente después de usarlos.
  • Evite las infecciones de trasmisión sexual utilizando preservativos. Evite las inyecciones de sustancias sin prescripción, tatuajes y piercing u otras exposiciones a fluidos corporales.
  • Evitar la picadura de insectos, utilizando vestimenta y calzado adecuados y repelentes.
  • Reduzca las probabilidades contacto con garrapatas. Para esto, evite echarse sobre el pasto y en caso de acampar o practicar senderismo, utilizar repelentes.
  • Procure no entrar en contacto con animales. Si sufriera una mordedura consulte inmediatamente a un servicio de salud.
Al regreso del viaje:
Si durante el viaje o dentro de las tres semanas siguientes al regreso presenta fiebre y erupción cutánea: acudir inmediatamente al médico y referir el antecedente de viaje.

La presente información es gentileza del Dr. Ricardo Teijeiro. Miembro Titular de la SADI.

MAS INFORMACION

Bronquiolitis

La bronquiolitis es una enfermedad bastante común y algunas veces grave, que expresa una inflamación aguda de las vías aéreas inferiores (bronquiolos). Afecta principalmente a los más pequeños, en especial a los bebés menores de 6 meses, y es más frecuente en los meses fríos (otoño e invierno). Es una causa frecuente de hospitalización de niños menores de un año durante el invierno y comienzos de la primavera. La causa más frecuente de la bronquiolitis es el virus sincicial respiratorio (VSR). Más de la mitad de los bebés están expuestos a este virus en su primer año de vida. Otros virus que pueden causar la bronquiolitis pueden ser: Adenovirus, Influenza y Parainfluenza.

El virus se transmite de una persona a otra por el contacto directo con las manos contaminadas con secreciones nasales o a través de gotitas aerotransportadas generadas al toser o estornudar, por aquellos que presentan la enfermedad.

Suele comenzar como un resfrío. Luego de dos o tres días de ese cuadro, algunos niños pueden tener pocos síntomas o síntomas menores y otros desarrollar más problemas respiratorios, como sibilancias (ruido similar a un silbido en el pecho, al respirar) y tos. También puede aparecer fatiga, fiebre, respiración muy rápida (taquipnea), aleteo nasal o retracción de los músculos del tórax en un esfuerzo por respirar, cansancio, color azulado en la piel, las uñas o los labios debido a la falta de oxígeno (cianosis): en este caso necesita tratamiento urgente.

  • Mantener la lactancia materna.
  • No exponer a los niños al humo del cigarrillo.
  • Lavarles las manos a los niños con agua y jabón con frecuencia.
  • Mantener alejados a los bebés de aquellas personas que están resfriadas o tienen tos.
  • Si alguien en la familia tiene alguna infección de las vías respiratorias, debe lavarse las manos con frecuencia, especialmente antes de manipular al niño.
Los antibióticos no son efectivos contra las infecciones virales. El tratamiento incluye broncodilatadores administrados con un aerosol y una aerocámara (generalmente denominados como "paf").

Sarampión

Ante la circulación del virus de sarampión en países de América y el resto del mundo, el Ministerio de Salud de Argentina difundió las recomendaciones para nuestra población y los viajeros.

Verificar el esquema de vacunación completo para la edad: los niños de 12 meses a 4 años: deben recibir una dosis de vacuna triple viral (sarampión-rubéola-parotiditis).

Los mayores de 5 años: deben recibir dos dosis de vacuna doble o triple viral después del primer año de vida.

Las personas nacidas antes de 1965 no necesitan vacunarse porque son consideradas inmunes y no necesitan vacunarse.

En caso de presentar fiebre y erupción cutánea durante el viaje o dentro de las tres semanas posteriores al regreso, se debe consultar inmediatamente al médico informando el antecedente de viaje. No se debe concurrir a lugares públicos hasta obtener el alta médica.

Programas de Prevención y Promoción

Nuestros Programas complementan la atención primaria, facilitando el acceso a nuestros beneficiarios a los distintos programas de Prevención y Promoción de la salud. Se estimulan los procesos permanentes de capacitación de los profesionales y la actualización en los programas de prevención, con el objetivo que todo el grupo médico de atención primaria comparta los mismos criterios y se promuevan las mismas medidas. Se sostienen los principios de privilegiar la preservación de la salud antes que las acciones curativas, y por tanto reforzar los programas de prevención, que se detallaran a continuación.

Modalidad de acceso a los programas de prevención
Los beneficiarios con padecimientos incluidos dentro de nuestros planes de prevención acceden a los prestadores en forma directa. Por su parte los prestadores informan a los pacientes y lo orientan para ingresar en los programas de prevención según corresponda. Las prácticas incluidas en los programas de prevención no requieren autorización previa. El seguimiento y el control de la evolución de los beneficiarios ingresados en los programas de prevención están a cargo de los médicos especialistas correspondientes.

Plan Materno Infantil

Para AMPAR es de fundamental importancia el cumplimiento del Plan Materno Infantil, en su integridad. La cobertura es del 100% en la atención integral del embarazo, parto y del recién nacido. Abarca el embarazo y el parto a partir del momento del diagnóstico y hasta el primer mes luego del nacimiento para la madre y para el recién nacido hasta cumplir el primer año de edad. La cobertura de medicamentos es del 100% para aquellos padecimientos inherentes al estado de embarazo, parto y puerperio, y del 40% para los medicamentos ambulatorios no relacionados con el embarazo y parto. Las prestaciones médicas y medicamentos para el niño hasta el año de vida, tienen cobertura del 100%. AMPAR promueve el contacto inmediato del recién nacido con la madre, estimula la lactancia materna por considerarla fundamental en el desarrollo psicofísico del recién nacido.

Programa de Prevención del Cáncer de Cuello Uterino

AMPAR promueve la detección precoz de las patologías del cuello uterino por medio de acciones de educación, información y libre acceso a las prestaciones de diagnóstico y tratamiento eficaz. Se garantiza la cobertura de un Papanicolaou anual a todas las mujeres desde el inicio de la actividad sexual o desde los 18 años de edad, sin límite de edad superior, e independientemente del resultado del mismo. Los objetivos de este programa son: a) identificar a las mujeres con probabilidad de padecer Cáncer de cuello de Útero, según sus antecedentes, huésped, medio ambiente y otros factores de riesgo. b) efectuar el seguimiento adecuado de la población con diagnóstico de Cáncer de Cuello de Útero. c) realizar tratamiento oportuno de las lesiones detectadas en el examen periódico. d) realizar actividades de consejería sobre prevención de Cáncer de Cuello de Útero.

Programa de Prevención del Cáncer de Mama

AMPAR, consciente de que el cáncer de mama es la neoplasia más frecuente en la población femenina, promueve la detección precoz de la patología, incentivando la prevención eficaz por medio del autoexamen, los estudios mamográficos y los controles periódicos efectuados por el especialista. Se garantiza la cobertura de una mamografía anual a las beneficiarias a partir de los 35 años de edad, sin límite de edad superior, e independientemente del resultado de la misma. El objetivo general del programa es controlar la morbimortalidad por cáncer de mama, promoviendo el diagnóstico temprano y el tratamiento oportuno de Cáncer de mama. Los objetivos específicos son: a) identificar a las mujeres con probabilidad de padecer Cáncer de mama, según sus antecedentes, huésped, medio ambiente y otros factores de riesgo. b) efectuar el seguimiento adecuado de la población con diagnóstico de Cáncer de mama. c) realizar tratamiento oportuno de las lesiones detectadas en el examen periódico. d) realizar actividades de consejería sobre prevención de estas patologías.

Programa de Salud Sexual y Procreación Responsable (Ley 25.673)

El objetivo del programa es ofrecer la atención de consultas, tanto individuales como de parejas a los fines de asesoramiento y atención de la planificación familiar y/o patologías relacionadas. Tendrán cobertura del 100% para los socios de AMPAR los anticonceptivos orales, intrauterinos, diafragmas y espermicidas. Asimismo AMPAR dará cumplimiento a la Resolución 755/06 SSSalud y cubrirá al 100% la ligadura de trompas y la vasectomía.

Programa de Prevención de Diabetes Mellitus

La población a riesgo de este programa está constituida por el conjunto de beneficiarios de ambos sexos, sin diagnóstico de Diabetes Mellitus y con factores de riesgo de padecer DBT. El objetivo es adoptar las medidas destinadas al control de los factores que inciden en las complicaciones y morbimortalidad provocada por la Diabetes Mellitus. Para ello se intenta identificar a los pacientes con Diabetes Mellitus y realizar el tratamiento médico y/o farmacológico oportuno. Se fomenta el seguimiento de la patología y prevenir las complicaciones asociadas, mediante la consulta con diferentes especialidades médicas: Diabetología, Nefrología, Clínica Médica, Oftalmología, Dermatología. Se estimulan cambios en hábitos de vida no saludables para esta patología, en lo referente a la alimentación, sobrepeso y obesidad, tabaquismo, sedentarismo, cuidados de los pies, controles metabólicos. Se realizan controles médicos anuales, que contemplen la determinación de glucemia y hemoglobina glicosilada. Y se brinda material de educación para los pacientes y sus familias para prevenir complicaciones asociadas a la DBT.

Programa de Prevención de Hipertensión Arterial

La población a riesgo de este programa está constituida por el conjunto de beneficiarios de ambos sexos, con factores de riesgo de padecer HTA. El objetivo es controlar la morbimortalidad por Hipertensión Arterial y sus complicaciones. Para ello se intenta captar en forma temprana a los pacientes con hipertensión arterial. Realizar tratamiento médico y/o farmacológico en forma temprana y adecuada a los pacientes con Hipertensión Arterial. Se fomenta el seguimiento de la patología y prevenir las complicaciones, mediante la consulta con diferentes especialidades médicas, como ser: nefrología, cardiología, clínica médica, nutrición, etc. Se estimulan cambios en hábitos de vida no saludables para esta patología, en lo referente a la alimentación, sobrepeso y obesidad, tabaquismo, sedentarismo, controles metabólicos. Se promueve la actividad física acorde a la edad y a la evolución de la enfermedad y se realizan actividades de consejería para el paciente y su familia, para prevenir la HTA.

Programa de Prevención de HIV-SIDA

La población a riesgo de este programa está constituida por el total de beneficiarios de ambos sexos de nuestra Obra Social, su número asciende a 1054 beneficiarios. El Objetivo General es controlar la morbimortalidad por HIV-SIDA y sus complicaciones. Para ello se intenta captar en forma temprana a los pacientes con HIV-SIDA y realizar tratamiento médico y/o farmacológico según las necesidades de cada paciente con HIV-SIDA. Se fomenta el seguimiento de la patología y prevenir las complicaciones, mediante la consulta con diferentes especialidades médicas: clínica médica, infectología, neumología, etc, y se estimula la realización de medidas de prevención para disminuir el riesgo de HIV-SIDA. AMPAR tiene como objeto promover en los beneficiarios la adhesión al tratamiento farmacológico y a la realización de estudios para el control y seguimiento de la enfermedad y realizar actividades de consejería para el paciente y su familia, para prevenir el HIV-SIDA.

Programa de Odontología Preventiva

AMPAR realizará campañas de educación para la salud bucal y otorgará libre acceso a las prestaciones de odontología preventiva. En Odontología preventiva se atiende consulta programada y demanda espontánea de la población atendida por profesional. La población blanco de este programa está constituida por el total de la población beneficiaria, dado que el acceso al sistema está garantizado para la totalidad de los beneficiarios de AMPAR. El objetivo es educar a los beneficiarios acerca de cuáles son los hábitos de cuidado e higiene dental informando prácticas de prevención y promoción de la salud bucal con el fin de que los mismos adquieran estas costumbres de cuidado de la dentadura. Para ello se brinda información a los beneficiarios sobre hábitos saludables para el cuidado de la salud bucal. Se promueve la realización de al menos dos consultas preventivas odontológicas durante el embarazo y por lo menos dos consultas anuales en niños a partir de la erupción de la primera pieza dentaria. Se realizan además talleres educativos acerca del cuidado de la salud bucal del niño y de la mujer embarazada.